Noticias

Revisión del cambio en el sector agrícola desde la instauración de democracia, entre Marruecos y la Política Agrícola Común en examen

Las protestas del sector primario han cobrado protagonismo recientemente, articulándose como la voz del campo español desde la instauración de la democracia. La amplia gama de malestares y demandas han puesto en el foco cuestiones como la peste porcina, los precios, la Política Agrícola Común (PAC) y los acuerdos con Marruecos.

Uno de los ejemplos más prominentes se produjo el 20 de abril de 1988 cuando miles de ganaderos y agricultores protestaron en todo el país frente a la crisis del sector porcino, derivada de la peste porcina africana. Solicitaban el levantamiento de la prohibición de exportación y la regulación de las importaciones comunitarias para combatir la caída de los precios.

Fue también notable el 27 de diciembre de 1991, cuando alrededor de 25 mil ganaderos manifestaron su descontento con el Real Decreto de reordenación del sector lácteo. Entonces la aplicación en España de la normativa comunitaria de las cuotas lácteas generó un amplio descontento y movilizaciones en varias ciudades del país.

No menos significativas fueron las manifestaciones de abril de 1992, durante la Expo’92 en Sevilla, en donde se exigía una postura más firme en la reforma de la PAC con un sistema fiscal acorde a la capacidad contributiva del sector y una revisión del régimen agrario de la Seguridad Social.

Una serie de eventos significativos en la historia de las protestas del sector agrario involucraron la Organización Común del Mercado del aceite de oliva llevada adelante por el comisario europeo Franz Fischler. El experimento generó rechazo y generó protestas en varias provincias andaluzas a lo largo de octubre de 1996. Posteriormente, se realizaron protestas adicionales en febrero y mayo de 1998, con más de 75000 personas expresando su rechazo a la reforma de la OCM del aceite de oliva.

Respecto a los momentos más recientes, el 20 de marzo de 2022, después de la fase más aguda de la pandemia de Covid-19, se celebra «20M Juntos por el campo» en Madrid, una gran manifestación en defensa del sector agrario. Sin embargo, la protesta más reciente se ha desarrollado a partir del 6 de febrero de 2024, impulsada por redes sociales y con el respaldo de distintas organizaciones agrarias. El enfoque se centra en demandar acuerdos comerciales justos y una política comunitaria «verde» más flexible.

A lo largo del tiempo, tanto el sector agrario español como las organizaciones que lo representan, han demostrado tener una voz fuerte y consciente de su papel social y económico en la vida del país. Las protestas agrarias suponen un jalón decisivo para impulsar cambios y reformas que apuntalan la vitalidad de un sector esencial para España.

Publicidad

Artículos recomendados

Últimos artículos