Noticias

Se presenta Olivérica, nueva Asociación Ibérica de Olivar en Seto, marcando un hito en la industria olivarera

Olivérica: la nueva asociación ibérica de olivar en seto

En una iniciativa que galvaniza la industria del olivo en la Península Ibérica, Olivérica, la Asociación Ibérica de Olivar en Seto, ha nacido con la meta de congregarse a los cultivadores de olivar en alta densidad de España y Portugal.

Este colectivo sin ánimo de lucro se ha conformado con la intención de desempeñar el papel de interlocutor de los productores de olivar en seto ante las administraciones y la sociedad civil. Entre sus iniciativas fundamentales se encuentran la promoción de la investigación, el fomento del desarrollo y la formación, así como la esparcimiento de los beneficios de este tipo de cultivo.

Olivérica es una creación de Gregorio Álvarez Cabreros, quien lleva el peso de la presidencia, y Pedro Marques, que ocupa la vicepresidencia. La junta directiva está formada por una docena de agricultores. Para su primer año de actividad se han fijado el objetivo de atraer más miembros hasta llegar a representar al menos 25.000 hectáreas de olivar en seto.

Olivérica tiene como misión fortalecer el cultivo del olivo e incrementar su visibilidad, tanto en su aspecto cualitativo como en sus contribuciones a la economía circular. Según los datos que maneja la asociación, en España el olivar en seto supone cerca del 6-7% de la terreno cultivada de olivar, pero produce el 11-12% del aceite nacional.

El tipo de cultivo en seto apareció en las postrimerías del siglo XX como consecuencia de la búsqueda de soluciones para optimizar el aprovechamiento de la superficie, incrementar la producción por hectárea y favorecer la mecanización integral del cultivo.

Entre los objetivos de Olivérica se encuentra la adaptación de la oferta científica a la demanda sectorial y la solución de problemas específicos como la selección de nuevas variedades, la adaptación del cultivo al cambio climático o la optimización de la poda. La asociación trabaja por ser una voz técnica, innovadora y científica que demuestre que su modelo de cultivo es eficiente, sostenible y respetuoso con el medio ambiente, y capaz de generar empleos de calidad y promover el desarrollo de las zonas rurales.

Publicidad

Artículos recomendados

Últimos artículos